Beneficios del reciclaje de textiles

Reciclaje de textiles

En la industria textil el 95 % de los productos se puede reutilizar o convertirse en algo nuevo. Conoce con Toallas Personalizadas, http://www.toallas-personalizadas.es, los beneficios del reciclaje de textiles. Encontrarás también ideas creativas para darle uso a tus viejos paños.

Datos interesantes sobre la industria textil

La cantidad de textiles que se desecha en un año es bastante cercana a la que se produce en ese mismo periodo. En 2012, por ejemplo, se produjeron 14 millones de toneladas y se desecharon 12 millones. Quiere decir que la cantidad que se recicló fue bastante baja, apenas 2 millones de toneladas.

Esta cifra es más alarmante si tomamos en cuenta que el 95 % de los productos textiles son reciclables. Cuando hablamos de textiles nos referimos a todo tipo de ropa, zapatos, cortinas, alfombras, lencería y, por supuesto, toallas, entre otros.

La huella de carbono que deja su producción es bastante alta. Hay que reconocer que se está intentando reducir produciendo fibras con material reciclado y más ecológicos como el algodón orgánico.

También se está impulsando el reciclaje de textiles para nuevos productos y reducir la cantidad de desechos. De igual forma, con esta acción disminuyen los residuos que deja la fabricación de nuevas prendas.

De acuerdo con Textile Waste Diversion, 1 de cada 4 mujeres tiene 7 pares de pantalones vaqueros, de los cuales solo usa 4 con regularidad. Además, el tiempo de vida promedio de una prenda de vestir es de 3 años.

¿Qué pasa con la ropa que ya no usamos? La mayoría termina en el cesto de la basura, sin darnos cuenta que alguien más se podría beneficiar.

La ropa en buen estado se puede donar a personas con pocos recursos o tiendas de segunda mano. En las ciudades se está haciendo común encontrar contenedores para ropa usada. Es una alternativa colocarla allí si no sabes a dónde acudir.

Aún cuando tengas textiles manchados o en mal estado los puedes donar. Estos no se colocan en los contenedores que mencionamos, pero hay organizaciones que los recogen. Las prendas en mal estado se trituran y se convierte en otro objeto. Se pueden transformar en material aislante y para pavimentos, alfombras, ropa nueva, trapos, etc.

Beneficios del reciclaje de textiles

Los residuos de textil no tienen por qué ir a parar a los desechos. La ropa y otras prendas que usamos en el hogar conforman más del 4 % de la basura que se produce. Esta cifra se puede reducir mucho si se siguen los procedimientos para usarlos de otra manera.

Hay varias formas de aprovechar los textiles que no usamos:

  1. Donarlos. Contribuye con personas de menos recursos económicos. Además, hay tiendas de segunda mano ecológicas que los aceptan para venderlos. Deben estar en buen estado.
  2. Reutilizarlos. Cuando se dona también se reutilizará, pero los puedes aprovechar en casa. Por ejemplo, unas toallas viejas conviértelas en trapos para limpiar. O si no sabes cómo reciclar camisas para mujer, con solo modificar el diseño tendrás una prenda nueva.
  3. Reciclarlos. Al reciclar los textiles se convierten en algo distinto. Por ejemplo, el denim se utiliza para fabricar material aislante para las casas.

El mayor beneficio es para el medio ambiente, ya que la cantidad de residuos que se produce es menor. Y no solo eso, sino que disminuye el impacto de fabricar nuevos textiles o materia prima para otros productos.

Al reciclar, por ejemplo, se reduce el consumo de agua así como la cantidad de residuos que terminan en las cuencas hídricas. También disminuyen los gases que se liberan a la atmosfera en el proceso de fabricación y los pesticidas que se usan en el cultivo de algodón.

Si te preocupa el impacto ambiental, también puedes aplicar técnicas de lavandería ecológicas.

Beneficios del reciclaje de textiles #infografia
Fuente infografía

El reciclaje crea fuentes de trabajo

Cuando dispones de las prendas que ya no usas también contribuyes con otras personas. La industria del reciclaje textil es una fuente de trabajo. Otros datos de Textile Waste Diversion indican que el reciclaje crea 85 veces más puestos de trabajo que los vertederos. Y pagan 22 % más que el promedio.

Los puestos de trabajo relacionados con esta industria son en su mayoría en organizaciones de caridad, tiendas de segunda mano y empresas que utilizan las telas como materia prima.

Y no solo estarías ayudando a otras personas si reciclas. Si aprovechas las toallas de algodón que tienes en casa ahorrarás dinero. Con ellas puedes crear alfombras para el baño o utilizarlas como relleno para unos cojines. Con un poco de imaginación encontrarás muchas ideas útiles.

También puedes investigar cómo reciclar ropa usada y crear un vestido de una camisa vieja, o un bolso de un vaquero.

Otra manera de aprovechar las telas viejas es hacer tus propios rollos de trapillo. Con este puedes hacer distintas manualidades como muñecos, mantas, portavasos, alfombras y muchos otros proyectos.

Cómo reciclar toallas en casa

A medida que pasa el tiempo las toallas, albornoces y pareos que tenemos en casa van perdiendo sus características. Llega un momento en el que la fibra se deteriora o dejan de ser absorbentes y hay que sustituirlas por unas nuevas.

La pregunta es qué hacer con las toallas. Estas, así como el resto de los textiles se pueden reciclar. Donarlas a caridad puede que no sea una alternativa viable. En primer lugar por el estado en el que se encuentran y, en segundo, porque son prendas íntimas.

Pero esto no quiere decir que tengas que echarlas a la basura. Seguro las puedes convertir en algo que sea útil en tu hogar. Si tienes, por ejemplo, una toalla que todavía tiene las fibras intactas pero quizás se manchó, utiliza la parte en buen estado para crear un proyecto. Pueden ser unas agarraderas para la cocina o unas zapatillas para después de la ducha.

¿Quieres conocer más proyectos de reciclaje con toallas? Aquí te dejamos algunas ideas interesantes.

Alfombrillas para el baño

Alfombra con toallas recicladas

¿Necesitas renovar la alfombrilla que tienes en el baño o no tienes ninguna? Puedes hacer tú mismo una nueva sin tener que gastar mucho dinero en materiales. En algunos casos solo necesitarás toallas viejas, tijeras e hilo, y lo más probable es que tengas todo en casa.

Hay distintas técnicas para hacer tus alfombrillas. La primera que te presentaremos es trenzando trozos de toallas y enrollarlos sobre sí mismos.

Escoge un par de toallas viejas y córtalas en tiras iguales a lo largo del paño. Une las tiras entre sí y luego comienza a trenzar como se hace con el cabello. Una vez que tengas toda la trenza lista, enróllala formado un círculo alrededor del anterior. Y listo, ya tienes tu alfombrilla nueva.

Puedes utilizar más de dos toallas y en colores distintos para que sea más bonita.

Otra técnica es cortar las toallas en tiras finas y pequeñas e irlas anudando en una rejilla de goma. De igual manera, puedes hacerla unicolor o combinar varios paños, depende también de la decoración de tu baño.

Neceser para los productos de higiene

En más de una oportunidad vamos de viaje y no sabemos dónde guardar el cepillo y la pasta de dientes. No queremos arriesgar a colocarlo junto con el resto de la ropa por temor a que la pasta se derrame. Ni tampoco queremos tardar mucho en encontrarlos dentro de la maleta.

La solución es hacer tu propio neceser con una toalla pequeña. Es muy fácil hacer uno, solo tienes que doblar uno de los lados, más o menos un cuarto de la toalla. Cóselo para formar varios bolsillos. En uno de los laterales agrega una cita o un trozo de otra tela para que al doblarlo tengas cómo sujetarlo.

Relleno para cojines

Otro proyecto de reciclaje creativo es hacer cojines con telas que tengas en casa. En este caso no solo puedes usar toallas viejas, sino también ropa que ya no uses.

Si tienes camisetas, camisas, vaqueros u otras prendas que ya no utilices los puedes convertir en cojines para el sofá. Dales la forma que más te guste. Y para el relleno corta en trozos pequeños una toalla vieja.

Mantas para la casa o para ir de picnic

manta para picnic con toallas
Las toallas son excelentes para arroparse mientras ves una película acostado en el sofá. O también para llevarlas al parque y tirarse sobre ella a leer un rato cuando el tiempo lo permite.

Pero, en lugar de llevar solo una toalla –que sería muy obvio- puedes hacer una manta uniendo varias de ellas. Corta dos toallas a la mitad y cose las partes entre sí y ya está. Combina los colores y patrones que más te gusten y tendrás una manta muy original. Incluso puedes agregarle una almohada en uno de los extremos para estar más cómodo en el parque.

Una nueva cama para la mascota

Si te gustan los animales y quieres consentir a tu mascota, una buena idea es hacerle una cama nueva o un cojín para que ponga cómoda. Ni siquiera tendrás que cortar las toallas, solo deberás coser dos de ellas y rellenarlas.

Le puedes colocar algunas decoraciones, pero nada que le pueda hacer daño al animal. Si quieres que sea muy grande puedes coser más de dos, aplicando la técnica que te dijimos antes con las mantas.

Otros proyectos que puedes hacer son baberos, bolsos para la playa, pantuflas, etc. Haz alguno de estos en casa y disfruta de los beneficios del reciclaje de textiles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>